CEOE Aragón, Consejo Aragonés de Cámaras y CEPYME Aragón han dejado patente hoy la importancia que tiene para los empresarios de la Comunidad Autónoma que se prioricen las comunicaciones transfronterizas España-Francia a través del Pirineo oscense.

Los presidentes autonómicos de CEOE Y CEPYME, Ricardo Mur y Aurelio López de Hita, y el vicepresidente primero del Consejo Aragonés de Cámaras, Manuel Rodríguez Chesa, han explicado en rueda de prensa que estas conexiones tanto ferroviarias como carreteras, resultan indispensables para desarrollar todo el potencial logístico aragonés, la competitividad del tejido productivo autonómico y el atractivo de la región para atraer nuevas inversiones.

Han resaltado que, además, las conexiones transfronterizas a través de Aragón no son solo necesarias para la Comunidad, sino que deben considerarse fundamentales para el transporte, principalmente de mercancías, de España y Europa.

De hecho, la situación geográfica de Aragón debe convertirlo, con las infraestructuras adecuadas, en nodo logístico del sur de Europa, articulando el transporte intermodal de mercancías entre, por una parte, el Cantábrico y el Mediterráneo, y, por otra, los principales puertos del sur de Europa (Sines en Portugal y Algeciras en España) y el centro y norte de la Unión Europea, enlazando parte los tráficos intercontinentales en la UE.

CEOE Aragón, CEPYME Aragón y Consejo Aragonés de Cámaras consideran que es momento de retomar la reclamación de estas infraestructuras, especialmente la Travesía Central del Pirineo (TCP) y la finalización de la autovía Somport-Sagunto, así como la urgente modernización de su conexión en Francia.

Solo somos la voz del sentir de una gran parte de la sociedad aragonesa“, ha señalado Aurelio Lópeez de Hita, “no podemos querer tener futuro económico y no tener infraestructuras adecuadas“.

La TCP, que llegó a estar incluida entre los Ejes prioritarios de la Red Transeuropea de Transportes dentro del Eje 16 (Sines/Algeciras-Madrid-París) permitiría dar un impulso multiplicador al tráfico ferroviario de mercancías a través de un túnel de baja cota y gran capacidad en la parte central del Pirineo.

Por su parte, la ejecución completa de la autovía Somport-Sagunto (A-23) está pendiente de la conclusión del tramo Jaca-Somport (30 Km de la N-330)  y de mejorar la conexión a través del túnel del Somport y especialmente en la parte francesa (RN-134). Es imprescindible implicar a los Gobiernos francés y europeo para invertir en la adecuación de una carretera gala más propia del siglo XIX que del XXI y cuyos cierres al tráfico pesado se repiten habitualmente en los inviernos, con pérdidas y trastornos para las empresas y poblaciones de la zona aragonesa.

CEOE Aragón, Consejo Aragonés de Cámaras y CEPYME Aragón consideran que estas infraestructuras deberían ser prioritarias para el Gobierno central, sea cual sea su signo, puesto que conforman la única alternativa viable a la congestión de los pasos transfronterizos existentes por los extremos de los Pirineos, aportan la estabilidad política e institucional de Aragón frente a problemas como los vividos estos días pasados especialmente en La Junquera y su ejecución es viable y sostenible medioambientalmente con las garantías y tecnología existente.

Estamos denunciando el menosprecio sistemático que viene padeciendo Aragón en cuanto a agravios comparativo, inversiones, etc. La sociedad aragonesa no se merece el trato que está recibiendo últimamente”, ha señalado López de Hita. “No podemos quedarnos callados. Los intereses partidistas no deben estar por encima de los intereses sociales“, ha concluido.

Los empresarios aragoneses se unen para reclamar que se prioricen inversiones en las infraestructuras carreteras y ferroviarias por el Pirineo Central

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies